Blog

blog_arritmias_sintomas-5.png

11 marzo, 2021 Dudas

La apoplejía es un accidente cerebrovascular o ataque cerebral que sucede cuando se detiene el flujo sanguíneo del cerebro. Al no poder recibir el oxígeno y nutrientes que necesitan, las células cerebrales comienzan a morir en minutos. Esto puede causar un daño severo al cerebro, discapacidad permanente e incluso la muerte. El tratamiento oportuno y a tiempo puede salvar la vida y aumentar la posibilidad de una rehabilitación y recuperación exitosa.

La prevalencia de la apoplejía es elevada, especialmente en personas de edad avanzada. Por ello, es importante conocer sus síntomas y sus factores de riesgo que te contamos a continuación.

Factores de riesgo para sufrir apoplejía 

Existen numerosos factores de riesgo para sufrir apoplejía. Por una parte están los factores de riesgo no modificables, que engloban la edad, el sexo o los antecedentes familiares.

A partir de los 55 años, se duplica el riesgo de padecerla con cada 10 años que pasan. Además, hay una mayor incidencia en hombres que en mujeres. También cabe destacar que si algún familiar ha sufrido apoplejía, incrementa la posibilidad de que ocurra.

Sin embargo, también existen factores de riesgo que sí son modificables:

  • Hipertensión arterial. Es el trastorno vascular más frecuente y su incidencia también aumenta con la edad. Las cifras normales de tensión arterial son de 130/80 mmHg. Para controlar mejor la presión arterial y reducir el riesgo de apoplejía, debemos limitar el consumo de sal a 2 gramos al día.
  • Ser fumador. El tabaco se relaciona con un efecto nocivo directo para las arterias y aunque cada vez más personas dejan de fumar, las cifras siguen siendo elevadas.
  • Tener el colesterol alto. Las cifras de colesterol por encima de 200 mg/dL se relacionan con problemas de ateroesclerosis y con un mayor riesgo de obstrucción arterial. Por ello, es esencial cuidar la dieta y reducir el consumo de grasas, especialmente saturadas.
  • Ser una persona sedentaria. Se recomienda, como mínimo, caminar media hora al día, cinco días a la semana.
  • El estrés también es un importante factor de riesgo cardiovascular.
  • La diabetes se considera determinante y hay que controlarla mediante tratamiento.
  • El consumo de alcohol o drogas ilegales.

Síntomas de la apoplejía y cómo identificarlos                                     

Los síntomas del accidente cerebrovascular o conocido comúnmente como apoplejía ocurren a menudo rápidamente pero pueden identificarse  porque incluyen:

  • Entumecimiento o debilidad repentina de la cara, brazo o la pierna (especialmente a un lado del cuerpo)
  • Confusión repentina, dificultad para hablar o para entender el habla. 
  • Problemas repentinos para ver con uno o ambos ojos
  • Dificultad repentina para caminar, mareos, pérdida del equilibrio o coordinación
  • Dolor de cabeza severo y repentino sin causa conocida

No obstante, hay ocasiones en las que se puede presentar de baja intensidad y de corta duración, por lo que puede pasar desapercibida. Puede ocurrir y sólo sentir debilidad muscular sutil o pequeños episodios de desorientación o amnesia.

¿Qué tratamiento seguir para la apoplejía?

Para este tipo de accidente cerebrovascular, el mejor tratamiento es la prevención. Te recomendamos que acudas a un cardiólogo para que te realice un chequeo médico y te ayude a controlar los factores de riesgo modificables.

No obstante, si sientes alguna vez los síntomas que hemos comentado, es vital que acudas de manera precoz a urgencias, ya que durante las primeras horas tras el episodio, es más probable recuperar las funciones afectadas.

En cambio, si ya has sufrido un episodio de apoplejía o sufres cualquier otra enfermedad cardiovascular, es importante que un cardiólogo estudie tu caso, te asigne un tratamiento adecuado y te acompañe en el proceso. Si lo deseas, puedes pedir cita conmigo en la consulta de Alicante o de Benidorm.



Dr. Luis López - Cardiólogo




Dr. Luis López - Cardiólogo



+34 965 859 536


LLÁMANOS

Llámanos si nos necesitas, estaremos encantados de atenderte.